frutas para bebés: las 4 mejores frutas para bebés en crecimiento
Seleccionar página

Mucho se habla de lo que hacen las frutas por nuestro cuerpo, pero poco se habla de las frutas para bebés ¿será que una dieta rica en frutas puede darle a tu bebé los nutrientes necesarios para su desarrollo? La buena noticia es que sí. Un poco de fruta al día puede colaborar para que tu bebé crezca saludable. 

Antes que nada ¿qué comen los bebés?

Dejemos algo claro. Nada de frutas en los primeros meses de vida. De hecho, según Kidshealth, los bebés no necesitan más que ser amamantados. Luego, a los 6 meses, puedes considerar incluir alimentos sólidos. Con esto nos referimos a las papillas, jugos y otras cosas que puedan morder y tragar.

Ahora responderemos una de las preguntas de paternidad más buscadas en Google ¿Cómo saber si el bebé ya esta listo para los alimentos sólidos?

Según los médicos referenciados por Kidshealth, los bebés están listos para comer alimentos sólidos cuando controlan el cuello, la cabeza y son capaces de sentarse en una silla alta. Como podrás intuir, esto no suele pasar antes de los 6 meses.

Frutas para bebés: ¿cuáles son las mejores?

Ahora sí, entremos en materia ¿Cuáles son las mejores frutas para los bebés? A pesar de que depende mucho de la edad, hay cuatro frutas que son famosas por sus aportes nutricionales en los primeros años de vida y que podrías intentar. Cada una es versátil y se puede encontrar en cientos de presentaciones. Seguro le encantará.

  • Manzana 

manzanas

De todas las frutas para bebés. puede que la manzana sea la mejor para empezar. Es fácil de encontrar en papillas, y tienen importantes nutrientes para tu bebé. 

Es una gran fuente de Floridzina, la cual aporta densidad y fortaleza a los huesos de tu bebé. De igual forma, gracias a su gran cantidad de fibra y vitamina C, se previene el estreñimiento y se fortalece el sistema inmune de los bebés. Una cualidad curiosa es que reduce los requerimientos de insulina y puede prevenir la diabetes, cosa que agradecerá al crecer.

  • Aguacate

No se sabe si realmente el aguacate es una fruta o verdura, sin embargo, sus increíbles beneficios para la salud nos obligan a incluirlo en la lista. A pesar de que encontrar una presentación en puré o papillas no es sencillo, puedes hacer una versión casera. También puedes incluirlo e<de a poco en la dieta a medida que tu bebé muestre su capacidad para morder y tragar.

El aguacate está repleto de grasas saludables, las cuales son indispensables para el correcto desarrollo del cerebro. Lo que dicen es cierto, el aguacate nos hace más inteligentes. De igual forma, sus antioxidantes limpian las toxinas del cuerpo.

Una de las cualidades más interesantes es su propiedad antibiótica y antiinflamatoria, lo cual le permite a tu bebé sanar más rápido.  El aguacate puede ser de esas frutas para bebés que siempre deben estar en la mesa. No solo por su sabor, sino por la mezcla de vitaminas A, C, B6 y K con minerales como el hierro, calcio, sodio y potasio.

  • Banano

banano

De todas las frutas para bebés que hay, el banano es posiblemente la más versátiles. Papillas, jugos, y toda clase de alimentos sólidos que se pueden mezclar con él. Estadísticamente, el banano se lleva la medalla de oro gracias a su textura suave, su sabor y que es fácil de morder. Eso significa que la mayoría de bebés disfrutan comer banano.

Una de sus ventajas es la inyección de energía instantánea, la fácil digestión y la poderosa capacidad de mantener al bebé lleno y sin hambre durante mucho tiempo. También es un excelente aliado en la lucha contra la diarrea y la anemia, y se ha comprobado que por su Omega 3 ayuda a los bebés a desarrollar una buena visión.

  • Zapote o Chikoo

zapote

Como se conoce en Colombia, el zapote es el gran olvidado en la dieta de los bebés. Claro, no es fácil encontrar su versión en papilla o purés, pero no estaría mal una versión casera de la misma o, al igual que el aguacate, se puede incluir en la dieta poco a poco. De todas las frutas para bebés, puede que esta sea la más exótica.

El zapote es rico en vitaminas A,B y C, necesarias para el desarrollo cerebral de los bebés. También, es el enemigo número uno de muchas de las bacterias que atacan a los bebés. ¡Así es! Tiene un montón de propiedades antimicrobianas que podrían cuidar a tu bebé de uno que otro invasor microscópico. De ahí que sea recomendado como un un poderoso tratamiento contra la diarrea. Además, es una fruta super dulce, lo cual la hace un manjar para los bebés.

Como ves, somos fans de las frutas para bebés en todas sus presentaciones; purés, papillas, jugos, entre otros. Gracias a su facilidad y versatilidad, puedes usar tu creatividad y hacer papillas caseras. Si quieres algo de ya para ya, puedes ver algunas recetas rápidas de purés de frutas para bebés.

La dieta de tu bebé será fundamental para su desarrollo, y con las frutas le darás un empujoncito extra. Recuerda que en pa2pa tenemos consejos validados, prácticos y que funcionan para los padres. Únete.